Batman Arkham Knight

Batman Arkham Knight

Toma las calles de Gotham y lucha contra el Caballero de Arkham

Batman: Arkham Knight concluye la estupenda trilogía Arkham de Rocksteady. Una vez más vestirás el traje de hombre murciélago y viajarás hasta los bajos fondos de Gotham para evitar que los villanos controlen la ciudad. Con un mejor aspecto que nunca y lleno de amigos y enemigos de la franquicia Batman, estamos ante un final de altura a un cuento fantástico. Ver descripción completa

PROS

  • Un final digno para la franquicia
  • Uso interesante de los bat-villanos
  • Una ciudad preciosa
  • La misma interesante mezcla de combate, sigilo y exploración

CONTRAS

  • El Batmóvil a veces es innecesario
  • Controles no siempre intuitivos
  • Algunos enemigos son demasiado fáciles
  • En el momento de escribir este análisis, muchos problemas técnicos

Excelente
9

Batman: Arkham Knight concluye la estupenda trilogía Arkham de Rocksteady. Una vez más vestirás el traje de hombre murciélago y viajarás hasta los bajos fondos de Gotham para evitar que los villanos controlen la ciudad. Con un mejor aspecto que nunca y lleno de amigos y enemigos de la franquicia Batman, estamos ante un final de altura a un cuento fantástico.

Enfréntate a tus miedos

Desde el primer juego de Rocksteady, Batman: Arkham Asylum, la compañía ha sabido capturar muy bien la esencia de este héroe enmascarado. Haciéndolo un tipo intocable a la vez que vulnerable, te ha invitado a usar el entorno, tu astucia y toda la sarta de gadgets con las que cuenta el personaje.

En esta ocasión el equipo ha continuado expandiendo los principios básicos de la serie. Ahora los escenarios son más grandes, más dinámicos y tienen más contenido para disfrutar y explorar.

La trama de Batman: Arkham Knight empieza con la ciudad de Gotham evacuada tras la amenaza del Espantapájaros; como Batman deberás devolver la paz a la ciudad. Este episodio está contado con una secuencia introductoria de gran dramatismo y que define bien el tono de cuento oscuro que nos espera en el resto del juego.

Aunque la población de Gotham está ausente esto no quita vida a la ciudad, repleta de criminales en la calles, muchos de ellos viejos conocidos de juegos anteriores. Pero si bien estos villanos resultan un incordio la verdadera amenaza son las fuerzas organizadas del nuevo malo, Arkham Knight, que cuentan con un gran arsenal de armas, tanques y drones que te harán la vida imposible. ¿Creías que Joker era el enemigo más peligroso de Batman? Entonces espera a conocer al Caballero y su obsesión por matar al hombre murciélago.

La base de Batman: Arkham Knight no ha cambiado demasiado respecto a los anteriores juegos de la saga. Sigues recorriendo Gotham City con un Batman que usa principalmente, su gancho y su capa planeadora, gadgets perfectos para moverse rápidamente por la ciudad y aterrizar sobre los edificios.

En tus paseos por la ciudad descubrirás, además, misiones secundarias y diferentes tipos de retos que completarán tu experiencia. Muchos de estos extras incluyen algunos de los villanos de Batman más icónicos. Si superas estas misiones se desbloquearán otras más, creando unas tramas secundarias de lo más interesantes.

Algunas de estas misiones son puro combate, mientras que en otras tendrás más variedad, incluyendo algunas en las que darás rienda suelta a tus dotes de detective con la visión de rayos X.

Una ciudad de diversión y peligros

Batman: Arkham Knight mantiene el mismo sistema de combate que tan bien ha funcionado en las anteriores entregas de la saga. Batman sigue luchando de forma fluida, tiene infinidad de movimientos de ataque y contraataques. Una vez que domines este sistema no tendrás problemas en librarte de tus enemigos.

Aún siendo continuista, este sistema también tiene mejoras. En ocasiones deberás enfrentarte a enemigos que van armados con espadas. No te preocupes, Batman no tendrá problemas con ellos pues podrá usar diferentes elementos del entorno para librarse de los oponentes: cajas de fusibles, luces… Además, en algunas secuencias el hombre murciélago podrá aliarse con otros héroes para realizar ataques combinados.

Cuando el ataque cuerpo a cuerpo no sea suficiente puedes usar el sigilo. Estas partes de la trama se desarrollan, generalmente, en escenarios plagados de obstáculos, salidas de ventilación y otros elementos ideales para esconderse y atacar por sorpresa.

En estos momentos podrás manipular a tus enemigos, haciendo uso de los fabulosos juguetes de Batman: puedes disparar cables, desactivar armas a distancia o detonar explosivos sin ser visto.

Si bien estos elementos son meras mejoras de lo visto en otras entregas, Arkham Knight cuenta con una gran novedad: el Batmóvil. Este híbrido entre supercoche y tanque tiene dos modos: modo coche y modo batalla.

En el modo coche el Batmóvil coge altas velocidades para perseguir a los enemigos por la ciudad. En el modo batalla el coche se transforma en una máquina de guerra con los neumáticos elevados, capaz de lanzar misiles. Este modo ofrece muchas posibilidades en el combate y maneras muy creativas de acabar con el enemigo. Si bien con todos los recursos de Batman no siempre es necesario usar el Batmóvil la verdad es que es muy divertido hacerlo, ¡saca el niño que todos tenemos dentro!

El emocionante cierre de una gran trilogía

Es cierto que las mejoras en Batman: Arkham Knight no son tan grandes como para considerarlo muy por encima de los juegos previos de la franquicia. Pero hacía tanto tiempo del último juego y teníamos tantas ganas de este que la verdad es que cumple con lo que promete: una historia emocionante con un final digno de una gran trilogía.

Batman Arkham Knight

Descargar

Batman Arkham Knight